PPE Polipropileno Expandido                          

El Polipropileno Expandido está compuesto en un 98% de aire, es reciclable y tiene un óptimo equilibrio ecológico. 

El material de partida es el petróleo. Para la producción de PPE las perlas son infladas hasta aumentarlas 50 veces su volumen original, poniéndolas en contacto únicamente con vapor de agua caliente. Por tanto no son utilizados clorofluorocarburos ni para la producción ni para la transformación, con lo que el Polipropileno Expandido no provoca daños en el medio ambiente ni por efecto productivo ni como materia prima, ya que está constituido de un 98% de aire y sólo un 2% de material estructural de hidrocarburo puro.

Los contenedores isotérmicos completamente realizados en PPE a célula cerrada, son ideales para proteger a los alimentos de golpes e impactos; son ligeros y sin salientes ni aristas para salvaguardar la seguridad del operador durante su movimentación y transporte. Resistentes, higiénicos, económicos y reciclables al 100 %, se pueden lavar y desinfectar industrialmente con detergentes y desinfectantes, agua caliente y vapor húmedo hasta 110 °C 


Reciclable

Actualmente se está estudiando la construcción de una red de puntos de recogida para el Polipropileno Expandido. Los embalajes que se dejen en estos puntos de recogida serán trasladados a las instalaciones de reciclaje donde serán triturados. El producto resultante viene normalmente utilizado para producir nuevos embalajes o manufactos con aplicación en el sector de la construcción. Una determinada fracción granulométrica puede ser utilizada en hormigón ligero y en el aligeramiento de terrenos pesados, así como para la mejora del drenaje en agricultura y jardinería, además de en la creación de parques y zonas verdes públicas. Otra posibilidad de recuperación consiste en transformar el polipropileno expandido compacto para la producción de simples manufacturados plásticos.

El reciclaje es sin duda la mejor reutilización del producto, pero allí donde no existen centros específicos ni es posible la recogida diferenciada, los manufactos pueden ser eliminados, sin daños para el medio ambiente, en las incineradoras, puesto que pueden ser quemados con otros residuos sólidos urbanos sin producir sustancias venenosas o ácidas, siendo los gases de combustión únicamente CO2 y H2O. Además 1 kg de polipropileno expandido permite ahorrar cerca de 1,3 kg de nafta en el ejercicio de la incineradora. En los casos en los que los sistemas anteriores no puedan ser íntegramente utilizados es posible eliminar los contenedores en los puntos habituales sin, tampoco en este caso, contaminar el medio, puesto que el producto es químicamente neutro y no contamina el aire ni las faldas acuíferas. Se podría afirmar incluso que estos manufacturados, triturados junto con los residuos sólidos urbanos, con su gran contenido de aire, ayudan a la descomposición de los resiudos orgánicos.
 

Seguridad isotérmica

Es un polipropileno expandido. Es expandido con CO2 y no tiene agentes de expansión residuos. Se comercializa pre-expandido a densidad de 30 a 75 g/l. Tiene una estructura de células cerradas que le confieren unas excelentes características de disìpacíón, de energía y de buena recuperación de su forma original. Para bajas densidades, necesita un pre-tratamiento. Es reciclable al 100%.

Los contenedores son idóneos para proteger a los alimentos de cambios térmicos gracias a las propiedades del polimero expandido, que posee un coeficiente de resistencia térmica (Lambda) de 0,039 W/mk y garantiza una caída térmica de 1,5-2,5°C/hora/contenedor.

 


ERITEL DAITEL  S.L.

Reg. Merc. de Barcelona tomo 35.729, folio 158, hoja B 26483,

inscripción 1ª  24 julio de 2003 CIF: B63122121

Atención al cliente:

Calle Pelai ,12 Castelldfeles 08860

Tel: 93 665 69 75          info@thermolive.es